La igualdad de género cotiza al alza. También en los mercados. Invertir en empresas que apuestan por el talento y el liderazgo femenino se ha convertido en una opción atractiva y con interesantes rentabilidades para los inversores particulares. Descubre qué factores has de tener en cuenta si decides invertir en aquellas empresas que promueven la igualdad y que, en algunos casos, están obteniendo rentabilidades superiores a un 20%.

El psicólogo experto en inteligencia emocional Kenneth Nowack afirma que “las mujeres generan ambientes de participación más eficaces que los ambientes individualistas” y, por tanto, generan mayor empatía en las organizaciones.

Esto, que podría parecer un dato poco relevante financieramente hablando, más relacionado con las soft skills que con las habilidades hard, deja al descubierto otra realidad: las empresas no solo están contribuyendo a la promoción de la equidad entre hombres y mujeres para satisfacer los derechos de igualdad sino también por razones económicas.

No en vano, son muchos los estudios que han demostrado que los equipos compuestos por más de un 50% de mujeres consiguen mejor rendimiento gracias a su mayor creatividad e innovación en la toma de decisiones. Si esta paridad la trasladamos a los consejos de dirección, los resultados son aún más evidentes e interesantes para los posibles inversores.

 

Mayor crecimiento empresarial en compañías lideradas por mujeres

Según un reciente informe de la consultora Grant Thornton, aquellas compañías con mujeres directivas tienen mayor probabilidad de crecer a ritmos superiores al 5%. O, visto de otra forma: el coste de oportunidad de no apostar por equipos directivos mixtos, en términos de retorno sobre los activos puede suponer una pérdida de casi 580.000 millones de euros en los 35 países analizados.

Otro informe, este publicado por la Organización Internacional del Trabajo (OIT), basado en encuestas a más de 13.000 empresas de 70 países distintos, va en la misma dirección. En él se revela que tres de cada cuatro empresas que han promovido a ejecutivas en consejos de dirección registran un incremento de sus beneficios de entre el 5 y el 20%.

Y aunque en España las compañías cotizadas en bolsa son más paritarias que hace un año, la realidad es que la equidad en la alta dirección es aún una quimera. De las 35 organizaciones que conforman el IBEX, sólo 16 alcanzan la cuota del 30% de mujeres en los órganos de dirección recomendado por el Código de Buen Gobierno.

Aún así, detrás de estos números hay una buena noticia: aunque la paridad sigue estando lejos, las empresas cotizadas se están tomando muy en serio el objetivo de género. Motivos, también financieros, no les faltan.

 

 

Noticia propuesta por FUNDIGEX – Asociación Española de Exportadores de Fundición

 

Link: para acceder a la noticia pinche aquí