LA PRODUCCIÓN MANUFACTURERA ESPAÑOLA REGISTRA EN AGOSTO SU MAYOR CAÍDA DESDE MAYO DE 2013

La actividad de este sector acumula tres meses consecutivos de contracción, después de que el índice de gerentes de compras (PMI) se sitúe en 48,8 puntos, frente a los 48,2 del mes anterior, según los datos de IHS Markit.

La producción de las fábricas españolas ha registrado en agosto su mayor deterioro desde mayo de 2013, lo que ha contribuido a que la actividad del sector manufacturero de España acumule tres meses consecutivos de contracción, después de que el índice de gerentes de compras (PMI) se haya situado en 48,8 puntos, frente a los 48,2 del mes anterior, según los datos de IHS Markit.

Dada la continua debilidad de la producción y de los nuevos pedidos recibidos, los fabricantes han optado, en término medio, por reducir los niveles de personal en sus plantas. De este modo, el nivel de empleo se ha reducido por cuarto mes consecutivo en agosto, aunque al ritmo más débil desde el pasado mes de mayo.

«Agosto resultó ser otro mes difícil para los fabricantes españoles», ha apuntado Paul Smith, economista de IHS Markit, quien advirtió de que en agosto la producción cayó marcadamente y se destruyó más empleo a medida que la confianza sobre el futuro debilitó.

 

Contexto complicado en Europa
Todo ello, en un contexto muy complejo para esta actividad en la Eurozona ya que el citado índice de gerentes de compras (PMI) en agosto ya que ha vuelto a caer, tras situarse en los 47 puntos, frente a los 46,5 del mes de julio,lo que supone su segunda peor lectura desde abril de 2013, según los datos publicados por IHS Markit.

Para Chris Williamson, economista jefe de IHS Markit, «el deterioro de las condiciones operativas supone que es probable que el sector productor actúe como un lastre cada vez mayor para el crecimiento económico de la zona euro en el tercer trimestre.

La ralentización del sector manufacturero se ha mantenido centrada en las categorías de bienes intermedios y bienes de capital en agosto, y ambos subsectores han registrado notables contracciones. En contraste, el subsector de bienes de consumo de nuevo rompió la tendencia en general,expandiéndose a un ritmo sólido y extendiendo el período actual de crecimiento a casi seis años.

Entre las economías de la zona euro, únicamente Grecia (54,9), Países Bajos (51,6) y Francia (51,1) han registrado una lectura superior a 50 puntos, que separa la expansión de la contracción, mientras que España (48,8), Italia (48,7), Irlanda (48,6), Austria (47,9) y Alemania (43,5) se mantuvieron en territorio contractivo.

 

Noticia propuesta por FUNDIGEX – Asociación Española de Exportadores de Fundición

 

Link: para acceder a la noticia pinche aquí