AIRBUS TOMA EL CONTROL DE LA FILIAL C SERIES DE BOMBARDIER

Airbus se refuerza en su dura pugna con su gran rival estadounidense Boeing. El fabricante europeo ha tomado el control de la filial C Series de la canadiense Bombardier, que fabrica aviones de pasillo único para entre 100 y 150 pasajeros, lo que da un espaldarazo a su segmento de corto radio sin desembolsar un solo euro.

El acuerdo, por el que Airbus ampliará su fábrica de Alabama para desarrollar los C Series, tiene efectos muy positivos para Bombardier. Con el traslado de una parte de la producción del modelo a suelo estadounidense, la firma canadiense no sólo evitará los aranceles de hasta el 300% que impuso recientemente el Gobierno de EEUU a los aviones C Series, sino que compartirá recursos, costes y tecnología con Airbus para relanzar la división, lo que supondrá un alivio para sus deterioradas finanzas.

Bombardier y Airbus quisieron tranquilizar al Gobierno canadiense y aseguraron que el pacto, por el que Airbus tomará un 50,01% de la empresa C Series Aircraft, mantendrá el empleo actual y garantizará los activos industriales de la división en Canadá, Reino Unido y China.

El resto del capital de la filial estará en manos de Bombardier (31%) e Investissement Québec poseerá un 19%. El grupo canadiense, que acumula unas pérdidas de 7.500 millones de dólares en los últimos tres años y acaba de fracasar en su intento de fusionar su división de trenes con Siemens -la alemana se decantó por Alstom-, se disparaba ayer en Bolsa un 16% a media sesión en Wall Street.

 

Pugna con Boeing

Para Airbus, la operación es un hito importante dentro de la pugna comercial que mantiene con Boeing en el mercado aeronáutico mundial.Sin desembolso alguno, el grupo tendrá el control operativo de la filial C Series y pondrá a su servicio todo el potencial de sus equipos de márketing y ventas para lograr pedidos.

Este avión de corto radio, que compite con los modelos más pequeños del B737 de Boeing, es el más reciente del sector en llegar al mercado y ofrece importantes ahorros en el consumo de combustible, pero Bombardier no ha sido capaz de firmar grandes pedidos, en parte, por su delicada situación financiera. Ahora, tras la alianza con Airbus, las aeronaves C Series tomarán un fuerte impulso comercial y se beneficiarán de la fortaleza del grupo europeo a nivel mundial y de posibles sinergias con su familia A320, según su consejero delegado, Tom Enders. Airbus subió ayer un 4,8% en Bolsa, hasta 80,79 euros.

 

Noticia propuesta por FUNDIGEX – Asociación Española de Exportadores de Fundición

 

Link: para acceder a la noticia pulse aquí